1 de octubre de 2007
Segunda sesión con Enrique Zamarbide, director ejecutivo de recursos humanos de Medtronic International
Enrique Zamarbide, director ejecutivo de recursos humanos de la multinacional de tecnología médica Medtronic International, expuso en un seminario del CCN cómo los recursos humanos han ganado terreno en las empresas, aunque todavía no está del todo reconocida su función. Además, subrayó que existen nuevos retos para esta disciplina, como la globalización o el dinamismo en el empleo, y destacó que ante estos fenómenos las empresas han de saber buscar el talento y retenerlo.
Así lo explicó el pasado 1 de octubre en la segunda sesión del seminario sobre innovación organizativa organizado por el Centro para la Competitividad de Navarra (CCN). La sesión, que llevó por título “Las nuevas políticas de gestión de los recursos humanos en las empresas o cómo comprometer al talento”, estuvo dirigida por Emilio Huerta, director del CCN y Catedrático de la Universidad Pública de Navarra, y reunió a más de una treintena de empresarios.

El ponente admitió que los recursos humanos no atraviesan un buen momento, puesto que aún no se les reconoce una función estratégica, además de la función administrativa. En ese sentido, reconoció que “todavía no existe un libro que defina el valor estratégico de los recursos humanos”, lo que muestra la dificultad de que esta área se convierta en uno de los principales pilares de las empresas. El que resulte difícil medir el valor estratégico de los recursos humanos es, según Zamarbide, otro impedimento para que esta área se desarrolle.

Retos
Sobre los retos a los que los recursos humanos se enfrentan, el ponente mencionó cinco aspectos. El primero es la economía, cada vez más competitiva, que exige que las empresas obtengan más resultados por menores costes. Así, la efectividad de cada empleado ha de maximizarse y ha de demostrar su valía en el corto plazo. En segundo lugar, habló de la globalización. El director de recursos humanos de Medtronic explicó que en 2010 habrá 19 millones de puestos de trabajo en todo el mundo sin personas para asumirlos. “Este fenómeno se debe a que existe una super especialización no sólo de los puestos de trabajo, sino también de los empleados”. Además, recalcó que la competición por encontrar a los mejores trabajadores ha eliminado fronteras y prejuicios.

Sobre el dinamismo en el empleo, admitió que lo habitual y saludable es que exista rotación en los puestos, como sucede en Medtronic, donde se ve como problemático el que un trabajador lleve más de tres o cuatro años en el mismo puesto. A este respecto, el ponente añadió que “los empleados están cada vez más solicitados y más informados sobre el mercado de trabajo”. En cuarto lugar, subrayó el gran avance de las tecnologías y el mundo virtual, que exigen nuevas competencias y nuevas formas de trabajar. Por último, el experto en recursos humanos destacó la necesidad por parte de los trabajadores de encontrar en la empresa una comunidad a la que pertenecer, por lo que cada vez exigen una mayor responsabilidad social, ambiental y ética. “En definitiva, el empleado busca encontrar en la compañía valores que coincidan con los propios y con los que se pueda identificar”. Todos estos retos son tan complejos que, según Zamarbide, “el mundo empresarial necesita como nunca antes lo había hecho los recursos humanos”.

Para asumir estos retos, el ponente apuntó que los líderes empresariales, incluidos los de recursos humanos, deben entender los desafíos y darse cuenta de que es necesario actuar. “Esta tarea puede ser complicada, porque existe la presión de que las cosas funcionen en el corto plazo, y a veces resulta difícil pensar en el largo plazo”. Además, señaló que hay que saber mostrar el valor añadido de los recursos humanos. De no hacerlo, los directos acabarán prescindiendo de esta función y la empresas se resentirán.

En este sentido, afirmó que hay que invertir en investigación y desarrollo de capital humano para poder tomar decisiones acertadas. Asimismo, animó a los empresarios a buscar, promover y desarrollar el talento a toda costa, “porque al final lo importante es que el talento esté dentro de nuestra empresa, y no en la competencia”. Una vez localizado, es necesario retenerlo mediante estrategias claras de recursos humanos.

Al hablar sobre cómo aumentar la implicación de los empleados, Zamarbide mencionó el ejemplo de Medtronic. “En mi empresa tenemos un lema que todos los empleados conocen y comparten: ‘Cada 5 segundos, algún paciente puede vivir o mejorar su calidad de vida gracias a un producto de terapia de Medtronic’”. Además, como política de motivación a los empleados, la compañía organiza reuniones con empleados y pacientes que usan sus productos para que los trabajadores entiendan de primera mano la importancia que tiene su labor. El ponente resaltó que el sistema funciona, dado que “el 95 de nuestros trabajadores reconoce entender la misión de la empresa, y siente que el trabajo que realiza la refuerza”. Además, la compañía figura en varios rankings de mejores empresas donde trabajar, como por ejemplo el de la revista Fortune.

Sobre el seminario:
El seminario del CCN sobre innovación organizativa lo inauguró en junio Francisco Ceberio, director general de Frenos Iruña. Tras la reciente visita de Enrique Zamabarbide, la siguiente ponencia confirmada es la de Paul Osterman, Vicedecano de la MIT Sloan School of Management, quien estará en Gorráiz el próximo martes, 30 de octubre. La idea de poner en marcha este seminario surgió de las conclusiones del primer informe publicado por el CCN, Innovación y productividad en la economía de Navarra. Posicionamiento frente a las regiones europeas más avanzadas. En este estudio se ponía de manifiesto la importancia de la gestión de los recursos humanos a la hora de fomentar la innovación empresarial.

Sobre el ponente:
Nacido en Pamplona en 1968, Enrique Zamarbide cursó estudios de dirección de empresa en la Universidad del País Vasco y estudios de Economía Política en la Universidad de Ginebra. Ha trabajado como consultor en la Unión Mundial para la Conservación y como analista financiero primero, y más tarde como miembro de la dirección ejecutiva, de Hewlett-Packard Europa. Desde 2003 ejerce en Ginebra (Suiza) de director ejecutivo de recursos humanos de la empresa de tecnología médica Medtronic International.

Share This