Acceso a la noticia

INSTITUCIÓN FUTURO ALERTA DEL DETERIORO DE ALGUNOS INDICADORES EN NAVARRA, QUE BAJA SEIS POSICIONES EN LA ÚLTIMA DÉCADA ENTRE LAS REGIONES EUROPEAS

José Miguel Ancin (Deloitte), Juan Carlos Franquet y Miguel Canalejo, ayer en Baluarte

La última ha sido una década perdida en numerosos aspectos. El empleo apenas ha recuperado los niveles de 2008, el reparto de la riqueza es hoy más desigual, la estabilidad de los gobiernos se encuentra amenazada por una deuda que se multiplicó entre 2007 y 2015 y que en Navarra supera los 3.000 millones de euros. Todo ello ha repercutido en la competitividad, un indicador cada vez más medido, y que en Navarra se ha deteriorado de manera peligrosa, según alertaba ayer la Institución Futuro.

Las pobres infraestructuras y el reducido tamaño empresarial se encuentran se encuentran seis puestos desde el año 2010 en el ranking de regiones europeas que, con indicadores en ocasiones algo retrasados, analiza la institución presidida por Miguel Canalejo. “Se toman 43 indicadores homogéneos, durante un periodo de tiempo y la conclusión para Navarra no es buena”, explicó Canalejo, quien recordó que desde 2013 se ha perdido 34 posiciones y se ha descendido hasta el puesto 165. La caídas es mucho menor, sin embargo, si se toma como referencia el año 2010, el primero del que ayer se presentaron datos, con un descenso de seis puestos. En los últimos tres años, además, Navarra ha perdido el tercer puesto entre las comunidades autónomas, al ser superada por Catalunya. Madrid y Catalunya, que también registran descensos en los últimos años, si bien menores, encabezan el ranking.

“Debemos fijarnos más en el País Vasco: lo están haciendo mejor”. MIGUEL CANALEJO. Vicepresidente de Institución Futuro

“Euskadi baja también algo, pero mucho menos que nosotros”, explicó Canalejo, quien instó a tomar como referencia a la comunidad vecina. “Tienen una estructura económica similar a la nuestra, lo están haciendo bien”, dijo. Según señaló, la CAV supera a Navarra en todos los indicadores. El de la Comunidad Foral, explicó Canalejo, es el tercer descenso más acusado de entre todas las comunidades, solo por detrás de Canarias y Extremadura. “En algunos indicadores Navarra mejora, pero la realidad es que el mundo no se queda quieto y otras lo hacen a mayor velocidad”, advirtió.

Canalejo citó algunas de las debilidades de Navarra, como la ausencia de infraestructuras ferroviarias modernas, así como el escaso número de empresas de más de 100 trabajadores. “Un problema común en España, pero especialmente acusado en Navarra y que hay que abordar ya”, dijo en presencia del presidente de la Confederación de Empresarios de Navarra, José Antonio Sarría.

Pese a ello, comparada con la media de las regiones europeas, Navarra está por “muy por encima” en salud y “por encima” en educación superior y formación continua. Queda en un nivel “prácticamente similar” en preparación tecnológica, innovación e instituciones, y se sitúa “por debajo” de la media europea en infraestructuras, eficiencia del mercado laboral, tamaño del mercado y sofisticación empresarial.

Las líderes en Europa. Entre las 268 regiones europeas analizadas el informe sitúa a Estocolmo, Londres, Utrecht como líderes, con regiones de Grecia y Rumanía a la cola de la clasificación.

Hecha la comparación con la media de las comunidades autónomas, el informe señala que Navarra está por encima en instituciones, educación superior y formación continua, eficiencia del mercado laboral, tamaño del mercado, preparación tecnológica e innovación; a un nivel similar en salud; y por debajo en infraestructuras y sofisticación empresarial.

Con estos datos y un escenario de menor crecimiento económico y mayores incertidumbres, lo que “nos hace más vulnerables”, Canalejo ha instado reformas a las empresas y apoyo para acometerlas a las instituciones A estas les ha pedido además superávit presupuestario, menor deuda pública, una reforma fiscal que haga a Navarra atractiva para empresas y ciudadanía, inversiones en infraestructuras y en una educación para la empleabilidad, y una administración eficiente y eficaz. “Hay que vigilar su crecimiento”, explicó Canalejo.

APUNTE: CHIVITE Y LA ACTITUD ANTE EL CAMBIO

Humanizar la sociedad. María Chivite, presidenta del Gobierno, fue la encargada de cerrar el la jornada de ayer, organizada por la Asociación para el Progreso de la Dirección (APD) y dedicada a la transformación de las empresas, “Estamos en el tiempo del cambio, hay que verlo no como amenaza sino como oportunidad”, dijo Chivite La presidenta explicó que es el momento de “volver a humanizar la sociedad frente al miedo, frente a los agoreros. Sólo desde la vuelta al ser humano como centro y receptor de los valores sociales progresaremos”, dijo antes de defender “una actitud de apertura al cambio”.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Share This

Suscríbete a nuestros boletines