Ana Yerro, directora de Institución Futuro, participó en el programa Más de Uno, de Onda Cero Navarra, hablando sobre los Presupuestos Generales de Navarra para 2022.

 

 

El Gobierno de Navarra aprobó la semana pasada el anteproyecto de presupuestos generales
para 2022. Unos presupuestos que ya cuentan con el apoyo de EH Bildu y que, de este modo,
se garantizan su aprobación en el parlamento antes de fin de año.

¿Y qué podemos esperar de las cuentas de Navarra para el año que viene?

Para empezar gasto, mucho gasto. Más de 4.700 millones de euros de gasto no financiero, la
cifra más elevada que se conoce y que supone 1.000 millones más que en 2017. Pero este
crecimiento tan notable no asegura, por sí mismo, que los servicios públicos que vayamos a
recibir sean mejores. Dependerá del uso que se le de.

Las cuentas forales recogen una importante inyección económica europea, pero en conjunto
los presupuestos no están orientados a apoyar el crecimiento económico. Hay que favorecer el
desarrollo de nuestro tejido empresarial, única vía para que nuestra tasa de paro (ahora
mismo por encima del 10%) se reduzca.

Como todos sabemos, el dinero público sí que tiene dueño: todos y cada uno de los
contribuyentes que pagamos impuestos. Lo mínimo que podemos exigir es que nuestro dinero
sea empleado con buen criterio, para mejorar la competitividad de la región y para afrontar los
retos económicos futuros. Porque la elevada deuda asumida por el Gobierno, ahora con unos
tipos de interés bajísimo no parece molestar demasiado. ¿Pero qué ocurrirá cuando los tipos
de interés aumenten? Mucho me temo que acabaremos pagando los de siempre.

Share This