Coaching como motor del cambio

Se encuentra usted aquí

Autores

Archivo

2013
2012
2011
2010

Junio

2009
2008
2007
2006

BLOG DE INSTITUCIÓN FUTURO

Soy de la firme creencia de que a día de hoy toda empresa, toda organización ha de aprender. Aprender de su pasado; si; para no cometer los mismos errores, pero sobre todo aprender a mirar hacia adelante, al futuro, en sus diversos plazos, corto, medio y plazo, pero mirar a futuro, y ahí el Coaching es desde mi punto de vista una de las herramientas de gestión y aprendizaje más poderosa. El Coaching como motor de todo cambio profundo y perdurable.
No concibo la empresa como un ente aislado dentro de un macro espacio; ni los distintos puestos y departamentos de una empresa, creo deban entenderse ni seguir configurándose como islotes dispersos de un archipiélago; la suma, y la inclusión será lo que sin duda posibilitará a toda empresa y organización a crecer de manera orgánica y sabedora de hacia a donde va.
La empresa ha de posibilitar el aprendizaje, el aprendizaje de todo individuo que conforme la misma, y permita una retroalimentación efectiva de ese aprendizaje, creando canales de comunicación y formación ágiles; a menudo salimos a buscar fuera y miramos lejos sin apreciar ni ver que lo que decimos necesitar está en nuestro entorno más cercano…hemos de aprender a escuchar, escuchar de manera activa; el talento a menudo reside en la mesa de al lado… pero como no hemos sabido tener una visión global de nuestro entorno empresarial lo buscamos fuera.
Todo aprendizaje implica errores, que no fracasos, y ahí es donde contar con un apoyo puntual de un coach puede ser de una gran utilidad a la empresa y las personas. El aprendizaje ha de ser audaz, valiente e innovador; yo me pregunto, qué nos pasa para estar siempre queriendo competir; competir y competir aún a riesgo de entrar en una espiral de la que luego no sabemos ni salir; no sería mejor que en base a nuestro recursos, capacidades y objetivos, tratásemos de tener una visión clara y definida de nuestra empresa, y en vez de empeñarnos en competir…nos empeñásemos en distinguirnos de nuestros “competidores”.
Centrémonos en nuestra realidad y en base a ella; construyamos, y si lo que verdaderamente ocurre es que no nos gusta en absoluto nuestra realidad [situación empresarial] cambiémosla. Esforcémonos por cambiar nosotros, y dejemos de mirar hacia afuera y responsabilizar a los demás de nuestra situación.
Así pues, porqué no entender el Coaching como otra de las herramientas de capacitación, gestión y ayuda a la hora de crecer, de cambiar; entendiendo el Coaching no como algo insustancial y que depende de los otros, no.
Entendamos el Coaching como un proceso que implica la gestión estratégica de un equipo para alcanzar el objetivo más eficaz. El coaching de situación se centra en la expansión o mejora especifica del rendimiento en un determinado contexto. El coaching de transición implica ayudar a las personas a cambiar de un trabajo o de una función a otros distintos. Y no son estos aspectos fundamentales a día de hoy para la gestión de cualquier equipo de personas dentro de las empresas.
¿Qué estás haciendo tú al respecto?
Así pues entiendo que la mejor manera de afrontar todo cambio, reestructuración orientada a futuro en la empresa debiera apoyarse y entender el Coaching como un sistema de trabajo que incluye conceptos, estructuras, procesos, herramientas de trabajo e instrumentos de medición y grupos de personas; comprende también un estilo de liderazgo, una forma particular de seleccionar gente o crear grupos de personas en desarrollo. A su vez ayuda a los empleados a mejorar sus destrezas de trabajo a través de elogios y retroalimentación positiva basado en la práctica constante de la observación.
No hay recetas mágicas no existe el cortoplacismo; no, si al menos queremos ser parte activa e involucrada en nuestro desempeño y el de nuestro entorno.
¿Merece o no merece la pena acercarse al Coaching como ayuda puntual que nos permita empezar un cambio acompañados?
Yo si lo creo firmemente.

Añade tu comentario

Hazte socio

Queremos saber tu opinión